Destacado

Ice Bucket Challenge

El día de ayer fui nominado por mi prima María Alejandra a hacer el “Ice Bucket Challenge”. Para quienes aún no están enterados de qué se trata (cosa que dudo, dada la popularidad del reto), el “Ice Bucket Challenge” consiste en arrojarse agua con hielo sobre la cabeza para crear conciencia sobre la enfermedad esclerosis lateral amiotrófica y recuadar fondos para su investigación y tratamiento. Luego de haber sido nominado investigué las condiciones del reto y encontré en la página de ALSA.org (Amyotrophic Lateral Sclerosis Association) lo siguiente:

The challenge involves people getting doused with buckets of ice water on video, posting that video to social media, then nominating others to do the same, all in an effort to raise ALS awareness.  People can either accept the challenge or make a donation to an ALS Charity of their choice, or do both.

Por cuestiones de logística, no me fue posible aceptar el reto y grabar un video echándome agua con hielo sobre la cabeza, pero como ven en las condiciones, me quedaba la opción de hacer la donación. Igual, a estas alturas del partido creo que ya no es tan necesario crear conciencia sobre la enfermedad. Cualquier persona curiosa que ha visto a varios famosos, amigos y familiares echándose agua con hielo  sobre la cabeza ya sabe de qué se trata la exitosa campaña. En lo que va de la campaña, se han recaudado $79.7 millones en donaciones, comparado con los $2.5 millones del año pasado!! Me parece extraño que una campaña para una enfermedad tan rara y poco conocida haya tenido tanto éxito.

Actualmente en el mundo hay varias situaciones muy preocupantes, además del ALS, que necesitan nuestra atención y que también podemos apoyar:

  • Crisis de menores migrantes hacia EE.UU. Se pueden hacer donaciones a los albergues Hermanos en el Camino del padre Alejandro Solalinde en bancos HSBC en México y otros países, más información aquí.
  • Guerra en Israel y Palestina (Gaza). Hace unas semanas la reina Rania de Jordania publicó un artículo invitando a hacer donaciones a la UNRWA (United Nations Relief and Works Agency). Se pueden hacer donaciones aquí.
  • Crisis de desplazados por el Estado Islámico en Siria e Irak. Se pueden hacer donaciones a la UNHCR (United Nations High Commissioner for Refugees) aquí.
  • Brote del ébola en África. Se pueden hacer donaciones a Médicos sin Fronteras aquí.

Si algo nos ha demostrado el “Ice Bucket Challenge” es que los seres humanos, cuando nos lo proponemos, podemos lograr juntos cosas grandiosas y apoyar a quienes más lo necesitan. No puedo nominar a nadie, pues yo no hice el reto, pero los invito a investigar cómo podemos crear conciencia para hacer del mundo un lugar mejor y donar a asociaciones, instituciones, organismos, etc., que trabajan con esmero para lograrlo.

Anuncios
Destacado

Narradores guatemaltecos contrademandarán a la FIFA

Hace unos días circuló por las redes sociales una noticia publicada en el blog El Espurio que muchos guatemaltecos tomaron por verdadera, a pesar del nombre del blog y que su lema es “¡Infundado bajo principios sólidos!“. La noticia informaba sobre la decisión de la FIFA de demandar a los narradores de fútbol de la T.V. guatemalteca por “malos y aburridos”. Al día de hoy, la noticia ha sido compartida más de 10,000 veces en Facebook, 490 veces en Twitter y tiene 152 comentarios solo en el blog. Si hay un tema en el que la mayoría, si no es que todos, estamos de acuerdo es en esto: los narradores de fútbol de la T.V. guatemalteca son malos, aburridos y mediocres. Sin embargo, por una manía que tengo de buscar ser empático, me puse a pensar en algo que podría ser usado en su defensa en el caso de la hipotética demanda de la FIFA. En otras palabras: defender lo indefendible.

Nunca me han interesado el derecho o las leyes, pero luego de leer la autobiografía de Nelson Mandela, la Apología de Sócrates de Platón, entre otras lecturas y ver la serie de abogados Suits, he desarrollado cierto gusto por el tema. Así que me puse a pensar: Si yo fuera el abogado defensor de los narradores ¿qué estrategia usaría para su defensa? Después de quebrarme la cabeza un poco llegué a la propuesta que presento a continuación.

Los canales y narradores guatemaltecos contrademandarán a la FIFA por los siguientes puntos:

  1. Debido al alto costo de los derechos de transmisión de los partidos del Mundial Brasil 2014 se quedaron sin presupuesto para capacitaciones para sus narradores y para contratar mejores.

  2. Debido a los malos arbitrajes durante los partidos del Mundial Brasil 2014 han cometido muchos errores al narrar como faltas jugadas que los árbitros no marcan y vice versa, afectando su imagen ante el público.

  3. Daños y perjuicios por llamarlos “malos y aburridos”.

En parte, creo que coincidimos en calificar como “malos y aburridos” a nuestros narradores porque hemos visto partidos narrados por profesionales mucho mejores y eso está bien. Siempre es bueno ver a los mejores para tenerlos de referencia y buscar inspiración. Pero, ¿qué pasaría si nos comparáramos nosotros con los mejores del mundo en nuestra profesión? ¿Qué tan bien librados saldríamos? Además, ¡¿lo que más nos preocupa de los canales nacionales son sus narradores de fútbol?! ¿A nadie le preocupa que casi no hayan programas educativos y culturales? Esto me lleva a otro tema mucho más relevante: la importancia de la cultura en la sociedad. En este genial artículo Un ataque político a las formas de vida, el periodista español Juan José Millás nos explica detalladamente esta importancia. Nuestro compatriota Luis Felipe Valenzuela trata los recientes acontecimientos en el Centro Cultural Miguel Ángel Asturias en su artículo Nos condenamos a la pobredumbre y nos invita a defender y valorar nuestros bienes culturales.

¿Han escuchado la frase “cada pueblo tiene el gobierno que se merece”? Pues en este caso, parece que sería justo decir también que “cada pueblo tiene los narradores de fútbol que se merece“. Y para terminar, les quiero dejar otra frase llena de sabiduría:

“El peor enemigo de un gobierno corrupto es un pueblo culto”.

Centro_Cultural_Miguel_Angel_Asturias-Patrimonio_Cultural_de_la_Nacion_PREIMA20121010_0153_38
El maestro Efraín Recinos frente al Centro Cultural Miguel Ángel Asturias.

 

P.D.: Este post se iba a llamar “Defendiendo lo indefendible”, pero viendo el éxito del post de los amigos de El Espurio, espero atraer a más lectores con el gancho de la “contrademanda a la FIFA”. Ustedes me dirán.

Destacado

Las cuatro estaciones chapinas

En los países que se encuentran en el hemisferio norte del planeta Tierra, hoy es el solsticio de verano. Es decir, el día más largo del año (el día con más horas de luz solar), el día en que empieza el verano. A nivel mundial, este día ha sido celebrado durante miles de años por pueblos de todas las culturas y creencias, resaltando la importancia del inicio del verano. Sin embargo, en Guatemala todos decimos que estamos en “invierno”. ¿A qué se deberá esta confusión de términos? ¿No habíamos quedado en que Guatemala es el “país de la eterna primavera”?

Si mal no recuerdo, la primera persona que me hizo esta observación fue Luis Mijangos (de quién era auxiliar de física en la universidad). Al principio no entendí la correción de Luis, pues yo también estaba seguro que esta época era “invierno” y además ¿a qué auxiliar le gusta que sus alumnos lo corrijan? :). Si lo pensamos un poco, la confusión es comprensible. Estamos en la época lluviosa del año y la lluvia hace que algunos días sean grises y fríos, al menos en la Ciudad de Guatemala (no creo que en Zacapa o Chiquimula sean tan fríos). Además, cada cuatro años una buena parte de la sociedad guatemalteca nos creemos argentinos o brasileños…

Sin embargo, creo que los guatemaltecos necesitamos empezar a llamar las cosas por su nombre y salir de tanta confusión que abunda en nuestra sociedad. Es cierto que las estaciones en nuestro país no están tan bien marcadas, pero llamar “invierno” al pleno inicio del verano no creo que sea de mucha ayuda. Así que, tomando como base que Guatemala es el “país de la eterna primavera” propongo que llamemos a nuestras estaciones de la siguiente manera:

  • Primavera fría: Diciembre, Enero y Febrero.
  • Primavera caliente: Marzo, Abril y Mayo.
  • Primavera lluviosa: Junio, Julio y Agosto.
  • Primavera otoñal: Septiembre, Octubre y Noviembre.

Y si están de acuerdo, que adoptemos La Primavera de Vivaldi como cuarta canción nacional, detrás del Himno Nacional, Soy de Zacapa y Luna de Xelajú.

¿Qué les parece la propuesta? ¿Qué otra confusión creen que es necesario erradicar de nuestra sociedad?

Destacado

Propósitos 2014 – Águilas Doradas

Uno de los recuerdos que viene a mi mente cada vez que empieza un nuevo año es un día de enero de 1996, cuando estudiaba en el Colegio Salesiano Don Bosco de Guatemala. Ese día nos hicieron apuntar en un pequeño pedazo de papel los propósitos que queríamos cumplir en el año que empezaba y nos llevaron a la iglesia a realizar una ceremonia que consistía en pasar al frente, cerca del altar y quemar el papel.  Si no recuerdo mal, la idea de quemar el papel era que algunas de las cenizas se las llevara el viento y llegaran al cielo, hasta Dios.  Por unos años continué, ya afuera del colegio, con la tradición y debo confesar con orgullo que casi siempre cumplía mis propósitos 🙂 .

Bueno, el objetivo de este post no es decirles mis propósitos para este año o cómo lograr los suyos y muchos menos presumirles mis logros pasados.  El objetivo es compartirles una historia que leí en el prólogo del libro ¡Despierte! de Anthony de Mello que creo los puede inspirar en este inicio del año 2014:

En una ocasión, entre amigos, le pidieron a Tony de Mello que dijera unas pocas palabras sobre la naturaleza de su trabajo. Se puso de pie, y relató esta historia:

“Un hombre encontró un huevo de águila y lo puso en el nido de una gallina, en un corral. El aguilucho fue incubado junto con la nidada de polluelos, y creció con ellos.

Toda la vida el águila hizo lo que hacían los pollos de corral, creyendo que era uno de ellos. Escarbaba la tierra en busca de gusanos e insectos. Piaba y cacareaba. Y movía las alas y volaba unos pocos metros.

Pasaron los años, y el águila envejeció.  Un día, vio un ave magnífica que volaba por encima de ellas, en el cielo sin nubes. Se deslizaba con graciosa majestad entre las poderosas corrientes de aire, moviendo apenas sus fuertes alas doradas.

La vieja águila miraba hacia arriba con asombro.

– ¿Quién es ese? – preguntó

– Es el águila, el rey de las aves – le dijo su vecino-. Él pertenece al cielo. Nosotros pertenecemos a la tierra; somos pollos.

Así, el águila vivió y murió como un pollo, porque creía que era un pollo.”

Aguila Dorada

No me queda más que desearles que en el 2014 se cumplan todos sus propósitos y alcancemos, como águilas doradas, nuevas alturas en todos los ámbitos de nuestra vida.

Destacado

Predicar con el ejemplo

Ver a mi sobrinita de 13 meses imitar gestos, sonidos, comportamientos, etc. de las personas y cosas que están a su alrededor es una de las cosas más simpáticas, tiernas y graciosas que he visto en mi vida.  Verla cómo imita el ladrido de un perro o la forma de caminar un poco extraña de su mamá debido al dolor en una de sus rodillas haría sonreír a la persona más seria del mundo.  Esto me hizo recapacitar sobre algo que muchas veces se dice y pocas veces se hace: la importancia de predicar con el ejemplo.  Desde pequeños, los niños observan, aprenden e imitan lo que ven a su alrededor.  En los primeros años es muy importante que se les enseñe, principalmente por medio de nuestro lenguaje corporal (ademanes, gestos, etc.), los comportamientos que esperamos de ellos en el presente y que probablemente tendrán en el futuro.

ejemplo

Por su puesto, la importancia de predicar con el ejemplo aplica para todas las áreas de nuestra vida.  Si vemos el área profesional, Scott Berkun lo deja muy claro en su nuevo libro The Year Without Pants:

La cultura en cualquier organización es moldeada todos los días por el comportamiento de la persona más poderosa en el salón.  Si en tu trabajo, las personas se gritan entre sí de forma frecuente, la razón por la que esto pasa es porque la persona más poderosa en el salón permite que pase.  Él o ella contrató a la persona que grita y falló en no interrumpir a esta persona o en hablarle en privado para darle retroalimentación sobre su comportamiento. /…/  En cualquier reunión en cualquier organización alrededor del mundo en donde se presenta un mal comportamiento, hay alguien con el mayor poder en el salón que puede hacer algo para corregirlo. /…/  Está profundamente arraigado en la naturaleza humana ver hacia arriba para definir nuestro propio comportamiento.

Ahora, es importante reconocer que no siempre (o casi nunca) somos buenos para predicar con el ejemplo.  En este caso lo que nos queda es la humildad y la honestidad.  Tenemos que ser humildes para reconocer cuando no estamos dando un buen ejemplo y ser honestos con los demás.  En mi caso, yo podría decir algo como esto:  “Deberíamos de seguir la metodología de PMI para gestionar nuestros proyectos en el área.  Yo sé que no soy el mejor ejemplo de constancia para hacerlo, pero creo que si todos nos comprometemos e involucramos, podemos lograrlo.”

¿Ustedes qué opinan? ¿Están aprovechando su posición de poder para predicar con el ejemplo?  Yo, por mi parte, ya tengo otro propósito para el 2014… 🙂

Destacado

El modernismo arruinó la feria de Zacapa

Hablando el fin de semana con mi abuelo Luis en Zacapa hice mención que ya se acercaba la feria (se celebra el 8 de diciembre en honor a la Virgen de Concepción) y le pregunté si iba a ir a algún evento.  Su respuesta, en lugar de un simple “no”, fue una de sus frases que quedarán para la posteridad: “Mire Luis Pablo, yo hace tiempo dejé de ser tonto!“.   Luego siguió contándome que ahora los eventos que se organizan para la feria de Zacapa dejaron de tener la elegancia, exclusividad y cultura que tenían antes, algo acorde con la famosa frase “Todo tiempo pasado fue mejor…“.  A continuación, le hice la pregunta que generó la idea para este post: “Abuelo, ¿a qué se deberá ese cambio? ¿por qué decayó tanto la feria de Zacapa?”  A lo que respondió: “Es culpa del modernismo…“.  El modernismo (que en adelante llamaremos modernidad para no confundirlo con el movimiento literario iniciado por Rubén Darío), el cual asoció a la pérdida de nivel cultural, valores y la violencia de la sociedad zacapaneca actual.

Su respuesta me pareció simpática, pues justo acababa de leer en la novela El Idiota de Dostoievski una discusión sobre las ventajas y desventajas de la modernidad y la tecnología para la humanidad.  Un momento… ¿¿la modernidad y la tecnología tienen desventajas para la humanidad??  Pues, de acuerdo con un personaje de la novela llamado Lebediev y con mucha gente más (como mi abuelo), sí.  Según Lebediev (o Dostoievski?) la idea de que la modernidad, representada por la expansión de la red de ferrocarriles en la Europa del siglo XIX, sería para mejorar la humanidad no era del todo cierta:

La humanidad es ya demasiado industrial y demasiado agitada“, deplora un pensador solitario.  “Sí, pero el fragor de los vagones que llevan pan a la humanidad hambrienta vale más que la tranquilidad de espíritu“, replica triunfalmente otro pensador, del que hallamos ejemplares en todas partes.  Y después continúa su camino, satisfecho.  Pero yo, el despreciable Lebediev, no creo en los vagones que transportan pan para la humanidad.  Porque, si les falta un principio moral de la acción, los vagones que transportan pan, pueden fríamente, privar de él a parte de la humanidad, como ya se ha visto que sucede a veces…

Pobre Lebediev… si en 1869 le parecía que la humanidad era ya “demasiado industrial y demasiado agitada”, me imagino lo que pensaría si ve cómo vivimos ahora!  Creo que si Lebediev viera cómo pasamos como zombies la mayor parte del día frente a pantallas de diferentes tamaños  y cómo hemos perdido la capacidad de discutir temas importantes, se llevaría un buen susto.  Se asustaría de ver cómo pasamos horas viendo la vida de las Kardashians o a un “pánel de expertos” discutir por qué le costó tanto a México clasificar al Mundial de Brasil 2014.  El mal uso que hacemos de la tecnología y demás frutos de la modernidad, sumado a la “cultura del entretenimiento” nos han convertido en personas frívolas y vanales que lamentamos más la muerte de un actor de Hollywood, que las decenas de muertes diarias que ocurren en nuestro país.

El peor caso es cuando se utiliza la tecnología para crear instrumentos de destrucción, como las armas de destrucción masiva.  Albert Einstein dijo que el gran error de su vida había sido haberle enviado la carta al presidente Roosevelt acosejándole la investigación y posterior creación de la bomba atómica. Scott Berkun, en su reciente visita a Hiroshima, nos da esperanzas y cuenta que la sorpresa más agradable fue cómo los japoneses convirtieron un episodio tan horrible de la historia humana en algo positivo, dedicando a lo ocurrido museos, memoriales, parques, etc., para que hagamos conciencia sobre lo ocurrido.

Creo que, después de todo, mi abuelo Luis no está tan equivocado al culpar a la modernidad por la decadencia de la feria de Zacapa.  Pero también creo que aún estamos a tiempo de cuestionarnos seriamente cómo estamos usando la tecnología y los demás frutos de la modernidad.  Ojalá, de ahora en adelante, la usemos más para llevar “pan a la humanidad hambrienta” de educación, cultura y paz.

Destacado

Ahora hay que tener cuidado con quién se junta uno…

En las últimas semana se ha escuchado en las radios de Guatemala un anuncio en el cual, al final, hacen esta advertencia:

“Ja! Ahora hay que tener cuidado con quién se junta uno, por todos lados hay narcos y ladrones!”

Debo decir que, como ciudadano, no dejo de sentirme un poco indignado cuando lo escucho.  ¿Cómo es  posible que nos conformemos a estar rodeados de narcos, ladrones, corruptos, asesinos, etc?  Me parece triste que escuchemos mensajes como estos y sólo digamos: “Sí, es cierto, hay que tener cuidado…”.  Por supuesto que hay que tener cuidado! Pero tenemos que ir un paso más allá! Como sociedad civil, debemos proponer y exigir soluciones para estos problemas y no sólo de forma superficial.  Hay que atacar los problemas de raíz para que no se vuelvan un círculo vicioso.  Habría que estudiar lo que están haciendo en otros lugares, como en Medellín, en la cual “inyectaron a la ciudad que tenía la tasa de homicidios más elevada del mundo una terapia salvaje de educación y cultura como medio seguro de salvación.”  No nos quedemos sólo con la entretenida serie “El Patrón del Mal”, investiguemos lo que están haciendo en Medellín, en Colombia y en otras partes del mundo para dejar atrás un pasado de violencia extrema.  Dejemos el conformismo y la indiferencia y luchemos por una Guatemala mejor, una Guatemala en paz.  Que en un futuro cercano ya no tenga vigencia esta advertencia:

“Ja! Ahora hay que tener cuidado con quién se junta uno, por todos lados hay narcos, ladrones y ciudadanos indiferentes a los problemas del país…”

Destacado

¡¡No a la guerra!!

Originalmente, este post se iba a llamar “Avivar el espíritu de mis compatriotas”, una frase tomada del prólogo del libro A sangre y fuego del periodista español Manuel Chaves Nogales.  En el prólogo, Chaves cuenta: “ganaba mi pan y mi libertad con una relativa holgura confeccionando períodicos y escribiendo artículos, reportajes, biografías, cuentos y novelas, con los que me hacía la ilusión de avivar el espíritu de mis compatriotas y suscitar en ellos el interés por los grandes temas de nuestro tiempo”.  Tal vez peco de inocente al compararme con uno de los periodistas y escritores españoles más reconocidos del siglo XX, pero yo también me hago la ilusión de avivar el espíritu de mis compatriotas por medio de lo que publico en este blog.  Ustedes me dirán :).

A Chaves Nogales le tocó vivir, sufrir y narrar desde su profesión de periodista uno de los conflictos armados más crueles que ha conocido la historia: La guerra civil española.  Según él, en España se enfrentaron dos fuerzas ajenas al país, dos ideologías foráneas, ambas prepotentes y ambiciosas, que utilizaron el suelo español para medir sus fuerzas: El nazismo y fascismo contra el comunismo.  Hitler y Mussolini contra Stalin.  Y en medio, el pueblo español, cuyo dolor y sufrimiento Chaves Nogales relata de forma magistral en los nueve relatos que contiene el libro.  Nueve obras de arte (diez contando el prólogo) en las cuales puede verse la barbarie, la irracionalidad, el sufrimiento y el odio que provocan las guerras.  De heroísmo y valentía queda poco de las guerras, por más que traten de hacernos creer lo contrario.  Una vez estas han terminado quedan en las personas y en las sociedades terribles heridas que tardan mucho tiempo en cicatrizar y sanar.

En Guatemala aún no han cicatrizado las heridas de los 36 años de guerra interna que vivió el país, tal vez porque aún no se han resuelto muchos de los problemas que dieron origen al conflicto.  Muchos de nosotros tuvimos la dicha de no sufrir de forma directa esta guerra, pero no debemos cometer el error de ignorar una parte tan importante de nuestra historia.

Así que, como se habrán dado cuenta, en esta ocasión quiero hacerme la ilusión de avivar el espíritu de mis compatriotas para que éste sea un espíritu de paz.  En estos momentos en que los tambores de guerra suenan fuerte en el mundo, no me queda más que pedirles a todos que digamos ¡¡No a la guerra!!  ¡¡Si a la paz y al diálogo!!  Me atrevo a hacer esta petición convencido de que los conflictos y las guerras deben resolverse con diálogo y logrando acuerdos que lleven a la paz.  Me identifico con Miguel de Unamuno cuando dice en su ensayo Mi religión: “Tengo, sí, con el afecto, con el corazón, con el sentimiento, una fuerte tendencia al cristianismo sin atenerme a dogmas especiales de esta o de aquella confesión cristiana.”  Y entiendo que, en los Evangelios, Jesús nos pide que busquemos y luchemos por la paz, por el amor y por la justicia.  De qué otra forma podría entender lo que nos enseña en varios pasajes de Mateo 5: “Bienaventurados los pacificadores, porque ellos serán llamados hijos de Dios.”, “No resistáis al malo, antes al que te golpee en tu mejilla derecha, vuélvele también la otra.”, “Amad a vuestros enemigos, bendecid a los que os maldicen, haced bien a los que os aborrecen, y orad por los que os maltratan y persiguen.” Y concluye pidiéndonos: “Sed, pues, perfectos, como vuestro Padre celestial es perfecto”.

Paz.

Destacado

El conserje que implementó el primer sistema informático de la empresa

Escrito en conjunto con Amado Godínez.

Hace unos días, hablando en el almuerzo con mi compañero Amado Godínez,  nos contó una historia de superación que creo que vale la pena publicar y difundir.  Amado empezó a trabajar en la empresa cuando tenía 18 años, en enero de 1982.  El año anterior había abandonado la carrera de 4o Perito Contador, convencido de que lo suyo era estudiar un Técnico en Mecánica Diesel, así que, mientras empezaba esta carrera, le pidió a su papá que le consiguiera trabajo en la empresa en la que trabajaba desde hace 20 años: Cementos Progreso.

Amado empezó trabajando en el área de Producción de Planta La Pedrera como peón pues, con sólo 3o Básico aprobado, las opciones no eran muchas.  Amado cuenta que antes había trabajado en una zapatería y que nunca había tenido que hacer trabajos tan duros y físicamente demandantes, pero que los afrontó con la determinación de no defraudar a su padre.  Su primer trabajo fue en el grupo que hizo el cambio de ladrillo refractario en el Horno No. 4.  Fueron dos semanas (incluyendo sábados y domingos) trabajando de 7 de la mañana a 11 de la noche!  Luego lo asignaron en la limpieza de los silos de cemento y de cal a los cuales lo ingresaban en una silla con garrucha para que limpiara el interior. Después realizó varios trabajos: el cambio de bolas de acero de los molinos, chapear la grama de los campos de La Pedrera, barrer la calle principal de la planta, entre otros.  Un día, luego de una dura jornada de trabajo, parado frente al edificio administrativo se acercó a tocar la pared exterior y elevó al cielo la siguiente petición: “DIOS, permíteme trabajar en este edificio“. Como veremos en un momento, esta petición le fue concedida años más tarde.  Después de cinco meses de trabajar en la empresa y por diversos motivos, Amado recibió su primer ascenso y pasó a trabajar como conserje en el departamento de Ventas.

En esa época aún no habían sistemas informáticos en la empresa, por lo que todas las actividades tenían que realizarse de forma manual o con máquinas de escribir mecánicas.  Amado cuenta que luego de terminar sus tareas de conserje (limpieza del área, servir café, llevar correspondencia a otras áreas, sacar fotocopias, etc.) se ofrecía para ayudar en las actividades de facturación y así fue aprendiendo el teje y maneje de este proceso.  Siguiendo los consejos de una persona que le decía: “Estudiá informática patojo, eso tiene futuro”, Amado le tomó la palabra y se inscribió en un curso de programación de computadoras. Por ese tiempo, estamos ya en 1984, se usaban los lenguajes de programación COBOL y Basic.  Para poder pagar un año completo del curso pidió un préstamo en el área de RR.HH. de la empresa, la cual, al saber que era para formación profesional, no dudaron en concedérselo. Por el mismo tiempo, se empezaban a escuchar rumores: “Dicen que van a poner computadoras para automatizar la facturación…” a lo que los más escépticos decían: “Eso no se puede hacer! Cómo va a poder facturar una computadora??!!”  Amado los escuchaba mientras hacía sus tareas de conserje y les respondía con la voz tranquila que lo caracteriza y con la seguridad que da el conocimiento:  “SI SE PUEDE…

Esta historia continuará…

A tí, amigo que me mandas invitaciones de juegos en Facebook

Estimado amigo: te agradezco que me tomes en cuenta para participar en los juegos que te gustan y te pido disculpas por nunca aceptar tus invitaciones. Trataré de explicarte por qué no acepto tus invitaciones y espero me comprendas. Nunca las acepto porque soy una persona que se distrae muy fácilmente y no quiero distraerme de otras actividades y hobbies que son más importantes para mí. Estos hobbies son: la lectura, la música, escribir en este blog, entre otros.

Hace poco estuve jugando por unas semanas Bejeweled Blitz. No voy a negar que es un juego adictivo, pero al final me deja con una sensación de excitación vacía, de haber desperdiciado mi tiempo. Al contrario, hace unos días leí Aura de Carlos Fuentes y luego empecé a leer El nombre de la rosa de Umberto Eco y encuentro estos libros igual o más adictivos que el juego, pero al final quedo con una sensación de satisfacción y excitación mental. Durante y después de la lectura me quedo por un momento pensando y analizando los escenarios descritos, las situaciones narradas, los diálogos, la forma de actuar y pensar de los personajes, las ideas expuestas… Para mí, hay pocas actividades que superen la sensación de placer que deja la lectura y en este momento solo se me ocurre compartir tiempo de valor con nuestros seres queridos. Luego viene lo demás: la buena música, escribir, aprender, practicar un deporte, viajar, etc.

Así que, vuelvo a agradecer tus invitaciones y espero que ahora comprendas por qué nunca la acepto.

1387989932_163299_1387990099_noticia_grande

Los guatemaltecos no somos violentos… ¿O si?

Guatemala es el 5o país más violento del mundo, dice la ONU. ¡Pero si los guatemaltecos somos alegres! Los guatemaltecos no somos violentos. Yo no soy violento… ¿O si?

¿Será que estoy siendo violento cuando discrimino?

¿Cuando soy egoísta?

¿Cuando amenazo?

¿Cuando insulto?

¿Cuando impongo?

 

Si la respuesta es afirmativa para alguna de los preguntas anteriores, entonces sí. Si soy una persona violenta y haré todo lo que esté a mi alcance para dejar de serlo y que mi linda Guatemala también.

 

 

Tenta Tablet

Ahora que muchos niños andan con tablet y celular se me ocurrió una idea que, si no estoy mal, me va a sacar de pobre en el 2014.  Se las voy a contar, pero por favor, no la vayan a divulgar para que no me roben la idea…  Voy a hacer una app para un juego que se llamará “Tenta Tablet” (también se podrá jugar con celular).  A grandes rasgos, la dinámica del juego será la siguiente:

  1. Bajar la app del juego “Tenta Tablet” del Market Store.
  2. Organizar un grupo de tres niños como mínimo y habilitar el Bluetooth de las tablets.
  3. Formar a los niños en círculo colocando las tablets en el centro para que la función “Tablet cochinita”, por medio de un algoritmo aleatorio, decida quién será el niño que la “llevará” de primero.
  4. Una vez elegido el niño que la “llevará”, los niños restantes deben salir corriendo y evitar que el niño que la “lleva” se acerque a ellos y toque con su tablet la de ellos.  Si logra tocar la tablet de otro niño éste la “llevará”.
  5. Repetir el paso 4 hasta que los niños se cansen o se aburran.

Si las tablets se quedan si batería no hay problema, pueden seguir jugando sin las tablets en la modalidad ancestral del juego, conocida como “Tenta”!

Ahí les aviso cuando esté lista la app. Si mis cálculos no me fallan el juego costará la módica cantidad de $0.99 😉

Niñas buscando la app de Tenta Tablet.
Niños buscando la app de Tenta Tablet.